AL FONDO: LA MÚSICA

Gorrion de Asfalto

Suele suceder que paseamos por delante de muchas puertas, fronteras o sueños, pero no pasamos esa línea de contección para asomarnos al fondo, precisamente, donde suena la música. El otro día, la entrada a una iglesia no parecía ofrecerme ninguna sorpresa, pero me encanta comunicarme con lo trascendente, otra cosa es que lo consiga o no, pero me llevé, primero, el premio de unas notas musicales, otra forma de rezar, para más tarde resetearme un buen rato disfrutando del concierto. En ese momento lo mejor estaba al fondo, pero para llegar hacía falta entrar y crear diálogo.

Ver la entrada original

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s